“Realidad tardía”

100_0901.JPG

Eras un joven tigre agazapado

con sutilezas y formas acolchonadas,

yo, la mariposa creía que segura volaba

hasta  que la realidad  superó

las tibiezas primeras y prolongadas

y de tu manita de osito surgieron las garras.

Con una sola, es más, con su sólo impulso

me hubieras matado.

Pero sólo era una herida

y confiaba  que enseguida mi amor la superaría

y nuevamente me jugaba.

Repetía  cabriolas, vuelos y revolcadas.

Me elevaba al cielo y me zambullía

en tu pelaje veteado en blanco y anaranjado.

Te creía… te creía… total y absolutamente.

Las garras crecían y mi baile  eludía

inventaba y esgrimía, aunque dudaba no se detenía,

apostaba empecinadamente a quererte.

Un día el rayo partió el rumbo,

el reflejo en el filo  encegueció mi mirada,

perdí el equilibrio y no pude evitarlo,

caí en medio de tu cuerpo y en dos mitades

caí matada.

Tu no dejaste de ser tigre,

yo ya no era nada.

5

De su libro: “Custodios”.

Anuncios

5 pensamientos en ““Realidad tardía”

  1. Margarita: comencé a leer en el texto inicial y pensé que ibas a contar algo que te pasó a vos.
    Te identifiqué con la poesía que luego encontré.
    Y la leí hasta el final… empecé a imaginar desde el comienzo que era un animal salvaje de muy poca edad, tal vez recién nacido… y seguí leyendo… ya sentía esa sensación de miedo que me ocurre cuando me doy cuenta que le crecían las uñas y esas uñas te lastimarían a vos.
    Completé la lectura totalmente dolida… te había matado a vos !!!!!
    Tengo que aprender a no identificarme tanto con lo que leo !!!!
    “Realidad tardía” es una poesía que en pocas palabras entrega un hecho terrible… y lo hace muy bien.
    Como relato me parece muy bueno, digno de tu habilidad para escribir…que me gusta mucho.
    Lástima que soy tan boba que no me desprendo de mis sentimientos !!!!!
    Un beso grande
    Su

    Le gusta a 1 persona

  2. Gracias Susana, la sensibilidad no es bobería, y aunque alguna vez me sentí como esa mariposa, te doy un humilde consejo, no creas que “el yo poeta”, siempre es el yo autor. Un beso. Margarita.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s