Recuerdos de Maya

Mi tierra
Rara la nostalgia de un pasado antes de esta vida. Reverencia a ese lugar que siento mío pero no reconozco en el mapa, una existencia tan lejana, tan real aquella tierra, mi tierra.  El pasto verde y húmedo recibe mis pies descalzos, el corazón se ensancha, el alma descansa.
Una mirada fiera y penetrante me saca del idilio, frente con frente mi antiguo caballo me increpa, mostrando la bravura de los años de desencuentro. Le acaricio la quijada con tranquilidad y lagrimas tragadas,lo miro fijo y lo monto a pelo, abrazándolo volvemos a ser uno, como en aquellos tiempos.
No quiero despertarme, mi tierra y yo fuimos una,  verde el pasto, verde mi alma. Siento mi espíritu diseminado en las plantas, en las flores y hasta en las montañas. Maya fue el nombre que designaron mis antepasados, Maya fue el nombre que marco mi vida y marco mi alma.
Siento venir la mañana, no quiero despertarme, no me lleves alma mía de esta tierra tan lejana. El pecho se comprime, las lagrimas amargas pueblan mi mirada. La luz entra por la ventana, el tiempo se acaba…
Me despido de mi gente, mi caballo y mi morada. Por allí seguirá el perfume de lo que fui en esa tierra amada.
Euge Miqueo
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s